top of page
  • Foto del escritorIMPACTO DIGITAL INFORMATIVO

¡A defender el agua!

Prefacio.

Catorce inspectores de ganadería, adscritos a la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca (Sedarpa) de Veracruz, denunciaron que fueron desplazados de sus labores sin justificación alguna. *** Además, señalaron al director de Ganadería, Enrique Arturo Hernández Amaya, de extorsionarlos, pues para que conserven su trabajo les exige entre 5 mil y 10 mil pesos. *** El secretario general del Sindicato de Empleados del Poder Ejecutivo de Veracruz (SEPEV), Acdmer Antonio Galicia Campos, explicó que los inspectores tienen nombramiento de base y están asignados a diversos puntos del territorio estatal, pero fueron concentrados en las oficinas de Sedarpa, en Xalapa. *** La tarea de los inspectores es revisar la documentación de sanidad, conocer la movilización animal y verificar la legalidad de cada traslado. *** “La movilización requiere revisar las guías de tránsito, la sanidad, lo que implican los exámenes y resultados en brucelosis o tuberculosis y también la legalidad de la propiedad”, explicaron. *** Respecto a la exigencia de hasta 10 mil pesos para conservar sus plazas, se les advirtió que éste sería apenas “el primer pago”, pues más adelante tendrían que hacer más “aportaciones económicas”. *** Los inspectores señalaron de manera particular a Luis Alberto Montes Huidobro quien asumió el cargo de Coordinador de Movilización y Sanidad Animal desde el inicio del presente año: “Llegó de Puebla a desplazar a los compañeros de Veracruz y quiere poner a sus familiares y a sus amigos”, dijeron. *** Otra condición que les pusieron si pretendían mantener su trabajo, fue que renunciaran a su filiación sindical, pues “sólo así podrán ser considerados parte del equipo”. *** Estos actos de acoso laboral ya habían sido reportados a la Dirección de Ganadería, pero el titular, Arturo Enrique Hernández Amaya, hizo caso omiso a las quejas y en lugar de poner a disposición del área de la Unidad Administrativa al causante de los problemas optó por sancionar a los inspectores de ganadería que denunciaron los hechos. *** Hay en Sedarpa funcionarios que todavía creen que es Cuitláhuac García quien gobierna Veracruz. No les vaya a pasar lo mismo que a ese subsecretario de Finanzas, que fue “invitado” a renunciar. Y no precisamente desde Palacio de Gobierno.



*

Volvemos al problema de origen: Cuitláhuac García no es abogado y, por tanto, desconoce aspectos fundamentales del derecho (que todo ciudadano debe conocer). No sabe de Derecho, pero tampoco le importa saber, ni escuchar los consejos de los que sí saben.

Si tuviera alguna noción de Derecho, el gobernador de Veracruz sabría que el agua que fluye por el río Pánuco (lo mismo que el agua de todos los afluentes que desembocan en el Golfo de México) no es propiedad del gobierno de Veracruz, ni de los veracruzanos.

Así está plasmado en el primer párrafo del artículo 27 de nuestra Carta Magna: “La propiedad de las tierras y aguas comprendidas dentro de los límites del territorio nacional, corresponde originariamente a la Nación, la cual ha tenido y tiene el derecho de transmitir el dominio de ellas a los particulares, constituyendo la propiedad privada”.

El río Pánuco en lo particular (que es de donde pretende captar agua el gobierno de Tamaulipas) surge en el altiplano, en el Estado de México, y en el trayecto al Golfo se va fortaleciendo por otros afluentes. Ninguna entidad federativa por donde pase ese río se puede adjudicar la propiedad o los derechos para el uso de esa agua.

Lo cierto es que, en su paso por territorio veracruzano, toda esa agua sigue su viaje hasta el Golfo de México sin que sea aprovechada por los gobiernos locales y el gobierno estatal. Lo que hoy pretende hacer Tamaulipas y que antes ha querido hacer Nuevo León (construir acueductos que aprovechen ese caudal) lo pudo haber planteado Veracruz, con proyectos más factibles. Nadie lo hizo.

Por eso es justo el llamado de Pepe Yunes, hoy convertido en candidato formal del PRI al gobierno de Veracruz, para que, antes de “agachar la cabeza” y acatar sumisos el mandato del gobierno federal, se responda con proyectos concretos para que esa agua que transita por territorio veracruzano resuelva la sed de los pobladores de la entidad.

“Tiene que explicar el gobierno del Estado, de frente a Veracruz, por qué hay tal obediencia, por qué no hay una voz que de manera firme defienda a Veracruz frente al resto del país”, dijo Pepe Yunes, quien agregó:

“Primero hay que generar las condiciones de infraestructura hidráulica en beneficio de los veracruzanos en lugar de estar regresando como subejercicio los recursos a la Federación (…) Sabemos que el agua es propiedad de la Nación; sabemos que su disfrute es un derecho fundamental que a nadie se le puede privar. Pero lo que no sabemos es porqué el gobierno del Estado no sale a defender lo que les corresponde a los veracruzanos”.

Cuitláhuac García tuvo que admitir que desconocía el proyecto anunciado por el gobernador de Tamaulipas, Américo Villarreal (por cierto, también emanado de Morena) y que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) no lo consultó ni proporcionó información al respecto.

Una vez más la omisión del gobierno, ante su incapacidad de llevarles soluciones a los veracruzanos.

*

Epílogo.

Se trata de los ejemplos más claros del nepotismo y la corrupción imperante en la actual administración estatal. Ocupaban cargos relevantes gracias a la protección -¿complicidad?- del gobernador de Veracruz. *** Este martes Cuitláhuac García confirmó la “renuncia” (en realidad se habría ordenado su salida desde la casa de campaña de la candidata al gobierno estatal) del subsecretario de Finanzas, Eleazar Guerrero Pérez; del subsecretario de Infraestructura, Fernando Elías Guevara y del titular de la Unidad Administrativa de Seguridad Pública, Ulises Rodríguez Landa. *** El gobernador pretende justificar esas salidas con un supuesto “interés” de esos tres personajes de competir por cargos de elección popular. El argumento no parece muy sólido, pues en el caso de Eleazar Guerrero, fue incluido en la posición 16 de la lista de aspirantes por la vía plurinominal (esa que quiere desaparecer el presidente) para la diputación federal. *** Fernando Elías Guevara presentó su renuncia desde el 15 de febrero, pero no se ha ido, pues explica que lleva dos semanas “en el proceso de entrega-recepción”. Él pretende competir por la diputación local por Poza Rica. Los órganos electorales analizan una denuncia en su contra por asistir, en un día hábil, a un acto proselitista de la candidata a la presidencia, Claudia Sheinbaum. *** De Ulises Rodriguez Landa se sabe que buscará una diputación local, pero no se dijo cuál, aunque podría ser una en la capital del estado. En su lugar ya fue nombrada Rocío de Abril Torres Polo, quien estaba al frente del Departamento de Asuntos Financieros en la misma SSP.


45 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page